EN CONTRA DE LOS PELOS PÚBICOS


No me van a creer, pero en mayo de 2010, o sea hace dos año, yo ya había escrito algo sobre las deforestaciones en los Montes de Venus. ¡Qué coincidencia tan peluda!

Ni tan peluda, mejor dicho.

En Ecuador mi generación está sufriendo con algunos cambios, por ejemplo eso de pagar impuestos, pero también goza de otros cambios como son las  chispirusas llambitas que, para qué también, son lo que hay.

Yo me he convencido de que los churos alborotados tienen que estar en la cabeza. Y de paso la cabeza sirve de ejemplo: Traten de pasarle la punta de la lengua sobre la punta de un tímido chibolito en la mitad de un cráneo ensortijado. Complicado, anti higiénico, poco estético, burocrático.  Para cualquier buzo es mejor sumergirse en aguas cristalinas que en lugares repletos de algas donde podría estar agazapada cualquier cosa. Hasta una olvidada bolita de papel higiénico te puede estar esperando atorada como mosca en una tela araña.  Horrible ¿si o no?

¿Han visto esos parterres abandonados repletos de kikuyo? ¿Si o no que cuando los ven una voz dentro de su ciudadana conciencia putea con suma precisión al alcalde? Ya, entonces, no sean doble moral compañeritos, ocúpense de las áreas donde tienen jurisdicción administrativa. Hagan mantenimiento. Sean prolijos. Nada malo les va a pasar, el efecto es el contrario al corte de la melena de Sansón. Y si por último no se acostumbran, cuestión de esperar un poco, aguantar la picazón de los pelitos que crecen y ya, aquí no ha pasado nada.

Sean prolijas en serio, no solo es cuestión de raparse las áreas que sobresalen del bikini. El corte, si no les gusta lo totalmente pelado, tiene que mantenerse a máximo seis milímetros de alto. Una cresta como la Neymar, aunque sea delgada,  tampoco pasa la prueba.

Cuántos amantes de los mangos pagarían lo que sea porque algún científico invente el mango sin pelos, así como ya se inventaron las uvas sin pepas.  No se necesita mucha ciencia para eliminar esos rastros cavernícolas que hasta el porno de los años setentas era entendible. En el internet leí que el vello púbico servía a las antiguas carvernarias para demostrar que ya estaban en edad de apareamiento, chévere, hoy en día, para eso sirve la cédula.

Déjennos la parte fea del cuerpo al hombre. Los pelos, las huevas colgantes, el pájaro que por más que se le tenga en alta estima, es fierito.  Yo voto por la afeitadora, voto por la libertad de expresión de la piel en todo su esplendor.  Voto por el soterramiento de cables. Estoy a favor de eliminar la contaminación visual. Háganme caso. Éste si es el Quito que queremos.

Y APROVECHO Q YA TENGO SU PÚBICA ATENCION PARA INVITARLES AL LANZAMIENTO DE MI NOVELA "7" EL 11 DE JULIO A LAS 7 PM, EN EL BLUES (ANTIGUO CINE REPÚBLICA).


EN CONTRA DE LOS PELOS PÚBICOS EN CONTRA DE LOS PELOS PÚBICOS Reviewed by S O S on 10:00 Rating: 5

No hay comentarios:

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Popular Posts

Con la tecnología de Blogger.